Messi volvió a PSG aplausos y pasillo de honor

0
41

Luego de su descanso en familia tras la consagración con la selección argentina en el Mundial Qatar 2022, Lionel Messi se reincorporó este miércoles a PSG, donde fue recibido por un pasillo de honor en donde sus compañeros lo aplaudieron. “Un pasillo de honor para nuestro campeón mundial. Bravo Leo”, escribieron en las redes sociales del club Paris Saint Germain. Además, el crack rosarino se saludó afectuosamente con su gran amigo Neymar, eliminado con la selección de Brasil en cuartos de final, y hubo dos ausencias notorias: Kylian Mbappé y el marroquí Achraf Hakimi, que están en los Estados Unidos.

La recepción para Messi sucede a las que les brindaron en la cancha a Alexis Mac Allister y Lisandro Martínez, otros dos campeones del mundo, pero que se desempeñan en la Premier League de Inglaterra. “Estoy feliz de volver a estar acá y muy agradecido por el recibimiento. Ya estoy preparado para todo lo que se viene”, contó el rosarino a su llegada al club.

Al mismo tiempo, trascendió que el gran objetivo del club parisino es cerrar lo antes posible la renovación del contrato de Messi, algo que podría concretarse este mismo mes. El vínculo del capitán de la selección con la entidad francesa culmina en junio de 2023. Si bien el interés de seguir contando con sus servicios se puso de manifiesto durante casi todo el segundo semestre de 2022, fue la Pulga el que pidió no hablar de ese tema hasta después del Mundial.

Con la soñada consagración en suelo qatarí, Messi ya pudo sentarse a hablar. Aun ante la posibilidad de negociar como agente libre a partir de junio, y así poder negociar con cualquier equipo del planeta, el futuro del campeón del mundo está en Paris, con su familia ya adaptada a la capital francesa. Todos los caminos conducen a un inminente anuncio de continuidad, con un gran objetivo en el horizonte: intentar levantar la primera Champions League de la historia del club.

Los habituales detalles de cada negociación están enfocados en el aspecto económico, aunque eso también está encaminado y en vías de llegar a un acuerdo. De hecho, los más optimistas afirman que antes de que termine enero se anunciará la continuidad de Messi en PSG hasta mediados de 2024.

Mientras, Messi regresó este miércoles a los entrenamientos. El futbolista, que disfrutó de unos días de vacaciones adicionales en su Rosario natal, volvió ayer a Francia y hoy se reencontró con sus compañeros en la ciudad deportiva del club parisino.

La otra gran pregunta que aún no tiene respuesta es saber cuándo volverá a jugar con la camiseta número 30 de PSG. Este viernes, el líder de la Ligue 1 enfrenta al Chateauroux por la Copa de Francia, aunque todo parece indicar que recién tendrá acción el miércoles próximo ante el Angers en el Parque de los Príncipes, donde será recibido por su público con una cálida recepción.

La ausencia de Mbappé y Hakimi no es una sorpresa: ambos formaron parte de los dos partidos que el equipo disputó durante la “Celebration Week” (triunfo 2-1 ante Racing de Estrasburgo y derrota 3-1 frente a Lens) y luego recibieron un permiso especial para ausentarse.

“Hakimi y Mbappé van a tener unos días libres. El plan era que pudiera jugar estos dos partidos. Ahora podrán recuperarse”, explicó el técnico Christophe Galtier, al tiempo que sus compañeros Neymar y Messi volverán a la disciplina en el club parisino tras su periodo de celebración, en el caso del argentino, y descanso.

La amistad entre el francés y el marroquí se acrecentó desde julio de 2021, cuando Hakimi firmó el contrato por cinco años con el PSG. Desde entonces, se los ve compartiendo momentos de descanso, jugando videojuegos, comiendo y en asientos contiguos en los vuelos. Pero no solo eso, sino que crearon celebraciones de gol conjuntas. El vínculo es tan fuerte que ni siquiera la derrota de Marruecos contra Francia en las semifinales lo destruyó.

Para relajarse de la tensión mundialista, ambos jugadores viajaron a Estados Unidos y aprovecharon la visita para disfrutar de la NBA. Mbappé y Hakimi estuvieron al borde de la duela en el Barclays Center, recinto deportivo en Brooklyn, para el encuentro entre Nets y Spurs.

El francés eligió un partido especial, no solo porque los Nets buscaban hilar 12 victorias consecutivas, que finalmente consiguieron por marcador de 139-103, también porque Kevin Durant está valorado como uno de los mejores jugadores de la liga y pudieron convivir con él.

Como era de esperarse por ser uno de los futbolistas más mediáticos, Mbappé fue seguido por las cámaras durante el partido y captaron su reacción ante una canasta de Durant. Quedó impresionado y compartió comentarios con Hakimi.

Pero el gesto de admiración no se quedó ahí, sino que los dos recibieron una camiseta de los Nets de Brooklyn y Mbappé saludó efusivamente con un abrazo a Durant, sin poder ocultar la emoción que sintió.

Mientras se disputaba el duelo de la NBA, con la presencia de Mbappé, varios espectadores comenzaron a cantar “Muchachos, ahora nos volvimo’ a ilusionar”, el himno de la hinchada albiceleste en el Mundial de Qatar. Gran parte del público se sorprendió por el cántico entonado por un nutrido grupo de argentinos que se hicieron escuchar en la inmensidad del estadio.